sábado, 23 de mayo de 2009

Victoria

Mis enemigos yacen ante mis pies derrotados por mi poderoso acero y mi implacable puño.

La guerra ha terminado con una última batalla que será recitada una y otra ver por los bardos en los próximos años.

Hoy, el guerrero finalmente puede descansar: Barcelona, ¡¡¡allá voy!!!


3 comentarios:

Acuatica dijo...

Pásalo bien Señor Ingeniero!
:)

Miriam dijo...

Pásalo muy bien!!

Anónimo dijo...

Enhorabuena Champion.

A ver si con suerte coincidimos en Barcelona.

Sato